Chakra es una palabra sánscrita que significa rueda o vórtice y hace referencia a los puntos o centros energéticos que gobiernan y regulan la absorción de energía en los diferentes cuerpos.

Esta técnica permite el restablecimiento del libre flujo de la energía a través de los 7 centros o chakras  principales y de los centros secundarios del cuerpo, así como también el equilibrio de sus polaridades.

Con esta técnica se devuelve el equilibrio y el bienestar integral de la persona, al quitar los bloqueos energéticos que le  impiden progresar en la vida; cerrando fugas de energía en el campo aural que traen como consecuencia el cansancio, desanimo, y estados depresivos; abriendo el centro del corazón, para liberar las penas, las tristezas y  abrirse al perdón y al amor; libera la mente de la tendencia a crear estados negativos y limitantes y conecta con la energía de la Tierra para sentirse felizmente encarnado…